NOTICIAS

04 de Octubre del 2018 | 09:50

¿Cómo maximizar el potencial de los videos en las principales redes sociales?

¿Cómo maximizar el potencial de los videos en las principales redes sociales?

Como seguramente ya sabrás, los videos ocupan un lugar privilegiado entre toda la cantidad de formatos que existen para el contenido, estos aportan beneficios importantes para los creadores de contenido y también para las marcas. ¿Sabías que, según datos de Depositphotos, 90 por ciento de los consumidores señalan que los videos los ayudan a tomar decisiones de compra?

Trabajar con videos se ha convertido en toda una prioridad pues el consumo de los mismos es abrumador. Según datos de TechCrunch, tan solo en Facebook se consumen 100 millones de horas de video cada día al tiempo que en Snapchat se consumen 10 mil millones de videos en ese mismo periodo de tiempo.

Desarrollarlos  en redes sociales sin duda es buena idea, pero debes considerar que la cantidad de videos y marcas que los crean es amplia y por ello es importante sobresalir. Es por eso que en esta ocasión te compartimos algunas claves de las principales plataforma que debes contemplar para conseguir buenos resultados.

Facebook

Carga videos de forma nativa

Según la información de Social Media Today, en esta red social los videos cargados directamente a la plataforma reciben hasta 168 por ciento más interacciones que aquellos que se comparten desde YouTube o Vimeo.

Añade subtítulos

Los videos generalmente se reproducen sin audio en Facebook, o bien, son consumidos de esta forma pues en ocasiones las personas los reproducen mientras trabajan o hacen otra actividad. Se trata de una optimización que puede ayudar a que ti video sea visto por más personas.

Transmite en vivo

En la actualidad, 82 por ciento de los usuarios de Facebook prefieren ver videos en vivo antes que leer un post así que es recomendable transmitir en vivo pues esto puede captar mejor la atención de la audiencia.

Twitter

Cárgalos directamente a la plataforma

Al igual que en Facebook, los videos colocados de forma nativa en la plataforma tienen ventajas, el algoritmo de la red social los recompensa mostrándolos en el feed para que más personas puedan interactuar con ellos.

Manténlos cortos

La naturaleza de esta red social siempre ha sido acerca de los mensajes cortos, los tweets en un inicio estaban limitados a 140 caracteres y ahora a 280. Los usuarios de esta red social están acostumbrados a la brevedad en el consumo de contenidos y mensajes desde aquí, por ello, es recomendable publicar videos de una duración no mayor a 45 segundos.

Instagram

Créalos con forma cuadrada

Dada la naturaleza de esta red social y la forma en que se visualizan las publicaciones, es ideal trabajar en contenidos de video que sean muy atractivos y que tengan un formato cuadrado. La forma cuadrada de los videos ayuda a mantener la atención en el feed para evitar que la audiencia se distraiga.

Usa animaciones y gráficos atractivos

Instagram se trata de contenidos visuales atractivos, por ello, es lógico desarrollarlos para sobresalir en todo ese mar de fotografías, videos e ilustraciones que existen en la plataforma.

Usa Stories

El formato de historias ha ganado una popularidad muy importante en los últimos meses, actualmente, según datos de la propia red social, en este apartado conviven hasta 400 millones de usuarios activos diarios.

LinkedIn

No los uses para vender

Si quieres buenos resultados con tus videos, es recomendable que no los uses para tratar de vender, en lugar de eso, considera aprovecharlos para compartir tu expertise con la audiencia.

Limita su duración a 2 minutos

Aunque la red social permite videos de hasta 10 minutos de duración, debes saber que la gran mayoría de las personas (53 por ciento) prefieren consumir aquellos que duran 90 segundos o menos.

Añade subtítulos

Por último, al igual que en Facebook, muchas personas prefieren ver los videos de forma silenciosa pues están realizando otras actividades (como trabajar), por ello también es recomendable que consideres poner subtítulos.