NOTICIAS

20 de Enero del 2016 | 18:03

¿Instagram puede ser el mejor aliado de un emprendedor?

¿Instagram puede ser el mejor aliado de un emprendedor?

“Don’t walk, dance” es uno de los eslóganes que Laura Méndez exhibe en una de sus zapaterías. Esta joven emprendedora, no camina, vuela cuando se trata de dar a conocer su negocio.

Empezó con esto del emprendimiento hace cinco años y sigue siendo el alma mater de Au Revoir Cinderella (ARC), una tienda de zapatos diferentes que tiene 40,000 seguidores en Facebook, supera los 1,600 en Twitter (con más de 12,000 ‘Me gusta’) y una cohorte de 93,000 fieles en Instagram.

Asegura que más del 50% de sus ventas proceden de la venta online y buena parte de la culpa de ello la tiene su presencia en las redes sociales, lo que complementa con un blog.

“En Instagram los hashtag son importantes, pero no tanto como cuando eres bloguero. En el primer caso es importante interactuar con los seguidores y enseñar looks de referencia, incluso incluir a algún famoso que inspire. Se trata de que el público vea cómo queda el producto en realidad, eso puede atraer más que un modelo puro y duro”, explica Méndez, para quien lo más atractivo de hacer y compartir fotos es su inmediatez. Añade que “todavía no es un canal tan saturado como Facebook y hay que aprovechar el tirón”.

Haz clic
La publicidad, las fotos y los comentarios generan mucho ruido en la plataforma que creó Zuckerberg en el 2004. De ahí que cada vez más marcas migren a Instagram. Esto fue lo que animó a Méndez y lo que afirma sin ningún reparo Eulogi Bordas, socio fundador de Photoslurp. Esta plataforma de visual commerce & marketing permite a las marcas vender más utilizando las imágenes que sus propios clientes han colgado en las redes sociales mostrando y usando sus productos. ARC es uno de sus últimos clientes.

Bordas asegura que el 8% de las ventas de la tienda online han sido con interacciones a redes sociales. Y otro dato que tampoco deja indiferente: “De la funcionalidad de Shoppable Instagram, 62 de cada 100 personas que han hecho clic en el link de la bio de su perfil de Instagram, han acabado en una página de producto. ARC es la única empresa en España que, por ahora, está utilizando esta herramienta”.

Belleza, ocio, experiencias y moda son los sectores que más han calado en esta red social. Según un informe de Photoslurp, realizado entre el 25 de diciembre y el 6 de enero, 117,272 usuarios de Instagram subieron un total de 297,007 imágenes en las que mencionan, con hashtags, a las principales marcas de moda, complementos y zapatos de España.

Zara, con 8.9 millones de seguidores, es la reina de esta red social. La mayor parte de las marcas se han subido a este tren y, casi todas, han creado uno o dos perfiles más en los que animan a sus seguidoras a colgar sus fotos luciendo sus productos.

La gestión
“La empresa debe animar a sus clientes a compartir lo que han comprado en las redes sociales. Algunas firmas que venden online invitan a sus comprados a colgar determinado hashtag si les gusta lo que han recibido en su domicilio. Es muy importante proporcionar un canal a los que son tus mejores embajadores de marca”, explica Bordas.

Para Méndez es clave este acercamiento para monetizar el producto y que los seguidores se identifiquen con gente normal que lleva, en este caso, “nuestros zapatos”. Además, considera clave un seguimiento.

“Al principio, cuando el negocio es un pequeño proyecto, puedes manejar las redes tu solo. Pero a medida que aumenta el número de seguidores es necesario que alguien se ocupe de ello. Nosotros tenemos una persona que se encarga de Twitter e Instagram y otra que se ocupa del blog y a Facebook. Cada red tiene su público y demanda información diferente”.

Además, esta joven emprendedora, licenciada en publicidad y relaciones públicas y MBA, cree que es importante contar con el apoyo de bloguers de moda, “uno de los reclamos que no hay que dejar de lado, ya que es un buen recordatorio de marca”.

Mucho más que ‘bla, bla’ y ‘hashtags’
Si vas a hacer un uso profesional de Instagram, céntrate. Andrés Pérez Ortega, experto en marca personal, recomienda prescindir de fotos que no estén relacionadas con el negocio: “Para eso tienes tu cuenta personal”.

Completar tu perfil y aprovechar el espacio para incluir tu blog o página web es otro de sus consejos: “Está muy bien que la gente vea tus fotos, pero seguro que te interesa que vayan más allá”. Por eso también cree acertado conectar esta página con otras redes sociales, como Facebook o Twitter, para optimizar el esfuerzo. Tampoco está de más, en el caso de que tengas tienda física, que introduzcas la dirección.

Centrarte también supone estar muy pendiente de los comentarios “que hagan de tus imágenes, porque te va a dar muchas pistas sobre lo que haces bien, lo que puedes mejorar y hasta dónde puedes innovar”, advierte Pérez Ortega.

Otros de los ‘trucos’ de este experto para ganar seguidores y monetizar la presencia de tu negocio en Instagram es utilizar vídeos cortos, “como pequeños anuncios de quince segundos”, en los que muestres tu producto o servicio en las situaciones o en los casos más reales posibles. Y para acercarte aún más a tu público objetivo, “utiliza bien la geolocalización para que sepan exactamente dónde te encuentras”.